¿Está saliendo el oro finalmente de las sombras?

¿Está saliendo el oro finalmente de las sombras?
Lunes, 15 abril del 2019.-

Hubo un retroceso en las últimas semanas, con la recuperación del dólar estadounidense en el mercado Forex, lo cual normalmente es algo negativo para el oro. Pero la subida en el oro también ha sido frenada por el apetito al riesgo que domina a los mercados, el cual ha aumentado el flujo de capital hacia el mercado de valores y hacia los activos que son percibidos como más arriesgados, tales como el petróleo, el cual tuvo una subida importante durante el primer trimestre del 2019.

Análisis detallado del oro

Tras la caída del verano pasado, debido a las expectativas de movimientos alcistas por parte de la Reserva Federal (Fed), el mercado ha empezado a descontar gradualmente una política monetaria más flexible por parte del banco central estadounidense. Esas expectativas fueron confirmadas a inicios del año, cuando Jerome Powell dijo que la Fed asumiría una estrategia de “ver lo que pasaba” en el 2019, eliminando efectivamente las expectativas de más aumentos de tipos de interés tras los cuatro aumentos que la Fed le hizo al precio del dinero durante el 2018.

Debido a esta noticia, la subida del oro continuó por encima de los 1.300 dólares, pero chocó con la fuerza de la resistencia ubicada en los 1.360 dólares, siendo esta una zona que ha detenido los intentos del oro para seguir subiendo en los últimos años. Este nivel fue un obstáculo para la subida del metal precioso en el 2016, inmediatamente después de la votación del Brexit, pero también en el 2017 y en el 2018 cuando llegó a máximos precisamente en esa zona.

Desde un punto de vista técnico, encontramos un nivel clave en el 1.300, pero los mercados también están atentos al 1.360 como un posible obstáculo nuevo. La ruptura de estos niveles podrían ser interpretados como una señal de más fuerza y podría ocasionar otra subida, con una posible visita a los 1.400 dólares, una zona que es considerada por varios analistas como el objetivo del 2019.

Analizando los datos fundamentales, debemos recordar que en el 2018 hubo un aumento de la demanda, propiciada por la compra de más de 650 toneladas de oro por parte de los bancos centrales mundiales, ocasionando una subida del 74% de un año a la fecha, lo cual representa su nivel más alto en 50 años.

La demanda del sector de joyería (+1%) y el sector industrial (+0,70%) también aumentó. En el frente de producción, la cantidad de oro que se ha extraído de las minas aumentó un 2% de acuerdo a Metal Focus, contradiciendo a los pronósticos que mostraban un freno total en producción de oro desde el 2018. Por otro lado, el oro reciclado o al que llaman “oro chatarra” (oro que ya ha sido puesto en el mercado), aumentó en un 1%.