Policías de la macro zona norte analizaron la trata de personas

trata de p (1)Viernes, 9 noviembre del 2018.-

SernamEG organizó una jornada de sensibilización producto del trabajo realizado en la mesa regional intersectorial de trata de personas que coordina la Subsecretaría Regional de Prevención del Delito, debido a que la mayoría de las víctimas con fines de explotación sexual o prostitución en el país fueron mujeres.

Según datos del Ministerio del Interior y Seguridad Pública, entre 2011 y 2017 a nivel nacional hubo 67 mujeres víctimas de trata con fines sexuales y 26 de abuso laboral. La región de Antofagasta contabilizó en ese periodo dos casos, Arica y Parinacota diez y Atacama uno.

Por tratarse de una manifestación de la violencia de género, la seremi de la Mujer y la EG, Katherine Veas Ríos, afirmó que este tipo de delitos vulnera los derechos de las mujeres “que arriban al país engañadas; muchas de ellas son jefas de hogar que vienen motivadas por la necesidad de cambiar la calidad de sus vidas”.

SernamEG posee en Santiago una casa de acogida especializada para atender a mujeres víctimas de trata de personas. Sin embargo, en regiones, y en casos puntuales, las Casas de Acogida que resguardan la integridad de mujeres que viven violencia en el contexto de la relación de pareja, también han recibido casos de trata como ha acontecido en Antofagasta y Calama.

Quebrar la desconfianza

Para uno de los expositores del encuentro, el subcomisario Pablo Riquelme Benavente, de la Brigada Investigadora de la Trata de Personas de la Policía de Investigaciones de Iquique, han pesquisado casos de mujeres obligadas a ejercer el comercio sexual, quienes al ser consultadas no denuncian porque piensan que van a ser deportadas.

“Nuestra intención no es perseguir a la extranjera que se encuentra irregular en Chile y que es víctima de este delito. La idea nuestra es perseguir penalmente a las personas responsables de una trata de personas y a las víctimas decirles que podrán acceder a una visa temporaria mientras dure el proceso judicial y junto a ello activar una red de apoyo”.

El origen del delito

Las bandas organizadas para cometer este ilícito, el cual fue regulado por ley en Chile desde abril de 2011, atraen mediante engaños a mujeres en  agencias de viaje fraudulentas como aconteció en Ecuador o bien las captan en el propio territorio nacional con avisos de trabajo falsos.

Afirmó además que hay personas que han vendido sus viviendas para llegar a nuestro país, a fin de cancelar un viaje no exento de peligros, cuyo costo bordea los tres mil 500 dólares, en circunstancias que la tramitación de una visa no supera los 65 dólares.

El coordinador general del Centro de Atención  a Víctimas de Atentados Sexuales de la Policía de Investigaciones de Antofagasta, Sebastián Steffens Neveu, abordó el perfil que caracteriza a las personas que han vivido la trata, en una exposición dirigida a un público compuesto por representantes del Sindicato de Trabajadoras del Mar, Trabajadoras de Casa Particular y Fundación de Ayuda Social de la Iglesia Cristiana, entre otras entidades.